Tour Francia Todo sobre ciclismo en Internet
 PUBLICIDAD
 Reportajes
Igor sigue lejos de la gloria
Igor González de Galdeano, en el último Tour de Francia

La vida deportiva de Igor González de Galdeano no acaba de enderezarse. El corredor de Liberty, uno de los ciclistas más importantes de este país a principio de los años 90, sigue metido en un agujero negro de problemas que le alejan sistemáticamente de la gloria que dan los triunfos, de los maillots.

A nivel personal continúa siendo el mismo de siempre, pese a los vaivenes deportivos que le están afectando. Con el tiempo que lleva perdido en la Vuelta, su única misión será la de trabajar para Roberto Heras: «Llegué a la Vuelta sin participar en ninguna carrera desde que abandoné en el Tour, en la etapa que finalizaba en Moulhouse. De la lesión me encontraba bien, pero me costó mucho recuperarme. La fisura en el sacro me dio muchos problemas. Es una lesión que no se detecta fácilmente. Necesitaba tiempo para ponerme bien y es lo que me ha faltado».

González de Galdeano comenzó a entrenarse el 27 de julio, después de estar otra vez parado. No era la primera vez que le ocurría este año: «En marzo también tuve que parar debido a un citomegalovirus. Llevo un año de lo más completo. He llegado a la salida de la Vuelta a España verde de preparación y lo he notado. A ver si en esta primera semana de carrera me voy poniendo bien».

Sabe que su misión va a ser la de trabajar para Heras: «Tal y como van las cosas, lo normal es que Manolo confíe en Heras. Tengo la sensación de que estoy fresco. Noto que cada día voy mejor. A ver si puedo estar bien para la segunda parte de la prueba».

Poca competición

«Llegué a la salida de la Vuelta con 35 días de competición. Hay que tener en cuenta que yo suelo finalizar la temporada con 90 o 100 días. Me gustaría hacer un buen final de campaña, aprovechando todo lo que he perdido al principio», admitió el ahora gregario de Heras y miembro de la formación más fuerte de la Vuelta. «Al menos por nombres. Tenemos que verlo en la carretera, pero es verdad que contamos con un buen equipo».

El ciclista vitoriano finaliza contrato esta temporada, una situación que no le añade más presión. «Hablé con Manolo antes de la Vuelta y me ha dicho que cuenta conmigo, lo que me quita presión. Me conoce de sobra. No creo que mi continuidad dependa de la Vuelta, pero está claro que condicionará mi contrato. Yo por lo menos lo veo así», admite.

Los últimos tres años no han sido buenos para él. Todo empezó con la actuación del Consejo para la Prevención y la Lucha contra el Dopaje francés que le quiso sancionar por una presencia de salbutamol en la orina que ellos consideraban anormal. Más tarde se cayó en la Vuelta a Alemania, cuando la tenía prácticamente ganada. La temporada 2004 se la pasó en blanco y esta campaña las cosas no le han ido mejor, con muchos parones que le han impedido coger la forma. Esta Vuelta a España, aunque deba trabajar para un líder, es la última ocasión que le queda para salvar la temporada.

 PUBLICIDAD
 Otros reportajes
60 años de Vuelta a España
La manta y el chubasquero
Igor sigue lejos de la gloria
 
Tour Francia 2005 © www.tour-francia.com
Otros sites de Vocento:
Especiales Ciclismo
· Tour Francia 2006  
· Vuelta España 2006  
Otros sites Ciclismo
Sites Vocento